jueves, 14 de agosto de 2014

"Cómo entrenar a tu dragón 2"

Película del año 2014 dirigida por Dean DeBlois. Es la continuación de la maravillosa "Cómo entrenar a tu dragón" (2010) de la que escribiré una crítica cuando haga el revisionado correspondiente.

En esta ocasión nos situamos cinco años después de los hechos acontecidos en la primera película. Después de que Hipo convenciese a su padre y todo el pueblo de que se podía convivir con los dragones, éstos son unos habitantes más de la isla Beck. Todo transcurre pacíficamente hasta que ocurren dos hechos que lo alteran todo: la aparición de un misterioso guardián de dragones y la amenaza de Puño Sangriento.

Si la primera película resultó ser una maravillosa sorpresa, esta segunda parte hace honor a su predecesora manteniendo el nivel, incluso superándolo. No es una secuela más para aprovechar el éxito de la primera. Es una película que sigue la evolución de los personajes, que amplía lo que ya conocíamos, que es más madura (siguiendo el crecimiento de sus protagonistas) y que sigue manteniendo ese equilibrio entre drama y humor. 

Hipo ya no es un crío, es un joven que debe hacer frente a responsabilidades, a pesar de sus inseguridades. Se cuestiona cosas, es inteligente, desgarbado y terco. Un personaje trabajado. El resto, sin tener tanto desarrollo, acompañan perfectamente al protagonista y tienen sus personalidades bien definidas.
Los dragones siguen siendo una autentica maravilla de la animación, siendo Desdentado mi predilecto.

Visualmente es asombrosa la calidad de los diseños y los colores. La banda sonora es muy buena, acompañando perfectamente a la película, y con temas hermosos que se pueden escuchar de forma independiente.

Añadir, que tiene una de las mejores escenas románticas que he visto. En apenas cinco minutos se muestra una relación de una manera tan sensible y hermosa que te emociona de verdad (ya le gustaría a muchas pelis románticas llegar a esa calidad). 
Y por supuesto, la relación entre Hipo y Desdentado, pilar fundamental de la historia.


Una película que hay que ver en el cine a ser posible, o en casa en su defecto, pero que no os debéis perder.
Tiene el honor de ser de las pocas películas que de verdad me han marcado y emocionado; que vería una y otra vez.



3 comentarios: